Hemos visitado el centro de VIH en Tan Bien, donde se trata a 10 pacientes. Nos cuentan los Hermanos que el gobierno es muy reticente a tratar a enfermos de sida y  son ellos quienes se ocupan de  los pacientes en un estado más avanzado de la enfermedad.  En el caso de inminente fallecimiento, los Hermanos acompañan a los enfermos a sus casas. En Vietnam es raro fallecer en un hospital, ya que la gente prefiere morir en sus hogares rodeados de sus familiares y seres queridos.

Durante nuestra visita conocimos a Joseph Phú, de 35 años, enfermo a cuya cama está sentada su mujer Mary Hán, de 27 (foto abajo). En la habitación contigua recibe su medicación por vía intravenosa una pareja; él, Hué, de 34 años, masajista de profesión y religión budista (con camisa blanca en la foto); Ha perdido la vista por un virus. Su pareja Hoa, también afectada de sida, acaba de recibir la medicación y vuelve a su trabajo como dependienta en una tienda de ropa.

En otra habitación descansa Thu, de 30 años y también budista. Tiene un niño y una niña, y ahora está embarazada de siete meses. Habla por el móvil con su marido para que vaya a recogerla mientras recibe la medicación.

Junto a la zona de enfermos de sida se encuentra un centro para personas con problemas de riñón. Actualmente se encuentran 12 pacientes recibiendo tratamiento de diálisis. Residen aquí ya que viven demasiado lejos para desplazarse. Los Hermanos pagan la manuntención de los que tienen menos recursos a través de benefactores que proporcionan principalmente el arroz.

Los centros de los Hermanos de San Juan de Dios en Vietnam son muy activos en el area de la medicina alternativa. El centro de Tan Bien fabrica los medicamentos a base de hierbas que serán distribuidos al resto de centros. De momento sólo fabrican para consumo dentro de los centros de San Juan de Dios, pero nos comenta el Hermano Joseph que desean aumentar la producción y vender los medicamentos al publico en general, ya que sería una buena fuente de ingresos.

Los medicamentos a base de hierbas tratan curar mejorar problemas digestivos, equilibrar el estado general, como suplemento alimenticio, sobre todo de hierro para las mujeres, aliviar dolores musculares o para regular la tensión.

Brother Antony aconsejan a los pacientes y familiares acudan a realizarse chequeos mádicos regulares, ya que muchos enfermos acuden al hospital cuando es demasiado tarde o con la idea de que la fitoterapia puede por sí sola curar su enfermedad.